Uno de los atletas de Summit Aconcagua 2018 casi pierde un brazo
Peter Czanyo sufrió trombosis en un brazo, que presumía congelado. Fue operado de urgencia en Buenos Aires y se recupera.
Por: Jorge Federico Gómez

Uno de los integrantes de la expedición Summit Aconcagua 2018, que concluyó a comienzos de marzo con dos miembros en la cumbre, a su regreso a Buenos Aires debió ser intervenido quirúrgicamente de urgencia al sufrir trombosis severa en uno de sus brazos.

Se trata de Peter Czanyo (62) a quien en 2003 se le extrajo medio pulmón para combatir un cáncer en ese órgano. Desde entonces transformó su vida sedentaria, dejó de fumar y comenzó a escalar montañas, hasta que logró ingresar al equipo de 11 atletas de la iniciativa.

Czanyo llegó con el grupo hasta el campamento Cólera, pero por consejo del guía no prosiguió hacia la cumbre. Mientras Ezequiel Baraja y Julián Weich lograban la cima, él permaneció toda esa jornada esperándolos en el campo de altura, para emprender el descenso hacia Plaza de Mulas en la madrugada siguiente, a donde arribaron a la noche.

Peter relató a Aconcagua Online que al llegar a Mulas “creí que se me había congelado el brazo. Al otro día por la mañana fui a Horcones en helicóptero (hubo un decreto del gobierno de Mendoza que lo autorizó). El brazo dolía mucho, pero tomé analgésico, no imaginaba trombosis”.

“Los médicos me atendieron muy pero muy bien tanto en Confluencia como en Mulas cuando autorizaron que suba. Me revisaron muy conscientes y atentos ya que me falta medio pulmón izquierdo. También me vio la patrulla de rescate en Nido de Cóndores, pero no había forma que imaginen una trombosis, yo mismo les decía que se congeló”.

Al llegar a Mendoza y luego a Buenos Aires continuaba con el fuerte dolor. En la guardia de un hospital le indicaron un ecodoppler de urgencia (ecografía de vasos sanguíneos) e inmediata operación. “Apenas el médico vio los estudios me dijo que tenía un problema severo y llamó a un cirujano cardiovascular. Se sorprendió de que no hubiera perdido el brazo después de tanto tiempo con casi todas las arterias tapadas; solamente una pequeña irrigaba sangre” agregó Czanyo en declaraciones en un medio periodístico extranjero.

Si bien fue exitosa la intervención, debió permanecer 10 días en terapia intensiva porque en una de las vías sanguíneas se filtró una bacteria intrahospitalaria que le provocó fiebre. Actualmente luego de ser dado de alta y se recupera satisfactoriamente.

Aconcagua Online consultó a los médicos Ignacio Rogé y Marcos Vargas, el jefe del servicio en Parque Aconcagua y el profesional que atendió a Czanyo en la altura respectivamente, y ambos confirmaron el relato. El Dr. Vargas recordó que tenía “solo sintomatología del dolor y ningún otro signo ni alteración en el pulso ni en el relleno capilar, no tenía ningún color extraño, no tenía el brazo hinchado ni nada por el estilo. Lo vi varias veces, incluso a las 23 cuando llegaron a Mulas. Al no tener otra sintomatología más que el dolor bien localizado, le dije que podía ser neuropático por los cambios de temperatura o vascular, pero sólo el dolor. Como ya bajaba le dimos analgésico y bajó en un vuelo del helicóptero”.

En tanto, el Dr. Rogé hizo referencia a la denominada Triada de Virchow, una composición de tres factores desencadenantes de trombosis como la padecida por Czanyo, a saber, lesión del endotelio de un vaso, estasis sanguínea o lentitud del flujo, e hipercoagulabilidad. “No lo sabemos, pero probablemente el frío puede haber lastimado las paredes de los vasos sanguíneos. De la estasis sanguínea una de las causas es el reposo, y si él estuvo un día acostado a semejante temperatura puede haber sido causa. Y además se habla de cáncer diseminado como posible causa de la hipercoagulabilidad” presumió el profesional.

DEBUG
Notas relacionadas:
HISTORIAS DE MONTAÑA
El Plata, el hermano menor
AOLAOLAOLAOL